Diferencia entre cedears y obligaciones negociables: qué conviene

Cedears u obligaciones negociables: cuales son las diferencias entre dos de las inversiones más populares en Argentina.

Una pregunta muy frecuente que se hacen los inversores principiantes es en qué conviene invertir: ¿obligaciones negociables o cedears? ¿Cuáles son las diferencias entre cedears y obligaciones negociables? Me parece una pregunta absolutamente válida y la vamos a responder en los próximos párrafos para que todos lo entiendan.

La respuesta corta es que conviene invertir en ambos instrumentos, tanto en las obligaciones negociables como en los cedears. De hecho, para eso está la variedad: cada herramienta financiera ofrece algo Distinto. Veamos el caso más fácil, el de los cedears.

Los Cedears son instrumentos financieros que les permiten a los inversores argentinos comprar acciones de empresas extranjeras que cotizan en mercados internacionales. Estos certificados se negocian en pesos.

Dicho en criollo. Cuando comprás un cedear, comprás algo muy parecido a la acción de una empresa como Coca Cola, Apple o Amazon, entre muchas otras.

Los cedears son instrumentos de renta variable y las obligaciones negociables, de renta fija.
Una manera de tener más dinero es invertir en obligaciones negociables confiables.

Comprás en pesos, pero esa acción está atada al dólar, de manera que si hay una devaluación, no te impacta.

Hay tres maneras de ganar dinero con los cedears, como lo explicamos en otro lado: con la valorización de la acción de la empresa, con la distribución de dividendos (en el caso de las empresas que los pagan) y con una devaluación, que hace tener más pesos porque esta moneda vale menos con respecto al dólar.

Entonces, cuando comprás un cedear podés ganar dinero porque esa empresa vale más porque le fue bien en sus negocios, porque la devaluación argentina hace que tengas más pesos o debido a que la empresa repartió ganancias interesantes. 

Es un instrumento de renta variable: vos podés ganar mucho, poco o nada, pero nunca vas a saber cuánto vas a tener en el futuro. Es una gran apuesta.

Cedears vs. obligaciones negociables

Las obligaciones negociables, en cambio, son instrumentos de renta fija (aunque en algunos casos lo podríamos discutir un poco). Las ON se pueden comprar y vender todos los días hábiles en el mercado, al igual que los cedear. 

Las ON, como se las conoce, representan títulos de deuda de empresas. Vos le prestás plata a una empresa, que al final del período, cuando vence la ON, te devuelve todo lo que le prestaste (el capital) más un premio que puede ser trimestral, semestral o anual.

El premio que pagan las ON se llama cupón. Puede ser en pesos, en dólares, de forma bien preestablecida, o con una parte variable. Te voy a dar un ejemplo.

Una de las obligaciones negociables más negociadas de Argentina es la MTCGO (este es el ticker) que es de la empresa alimenticia Mastellone. Paga una renta anual de 10,95% en dólares, muy pero muy interesante. Su tasa interna de retorno (TIR) es de 10,26%. No te marees con estos números.

Te desafío a que me muestres otras alternativas financieras de inversión que te aseguren más de 10% en dólares en 12 meses. Vas a ver que es difícil. 

¿Cuál es la gran duda que pueden generar las obligaciones negociables, entonces? Hay que ver la capacidad de pago de la empresa y si tendrá los dólares, por ejemplo, para pagarte. Es una decisión muy personal esa, ya que hay riesgos asociados a estas inversiones.

Entonces, volvamos al principio. Tanto la inversión en cedears como en obligaciones negociables es interesante. El cedear es variable, apostás a que a la empresa le vaya bien, te protegés de la devaluación y tratás, si tenés ganas, de conseguir algún dividendo.

En cambio, con las obligaciones negociables te garantizás cuánto vas a recibir periódicamente. Es lindo recibir el pago de los cupones en dólares en Argentina, pero no estás apostando a ganar más que lo que ya te prometieron.

Espero que te haya gustado y que haya resultado claro. ¡Leo y respondo comentarios!

6 comentarios en “Diferencia entre cedears y obligaciones negociables: qué conviene”

  1. Hola Martin, soy muy novata en esto pero tu explicación fue clara y precisa. Pero me generó otra duda: si invierto por ej en cedears la idea es comprar y dejar esa inversión a largo plazo o jugar con la compra y la venta? Espero ser clara. Gracias

    1. Gracias por leer. Son estrategias distintas. Los gurúes de las finanzas dicen que nunca hay que vender una buena acción, más allá del precio. Es casi una provocación, pero es así. En general, mi estrategia en acciones o cedears es invertir a largo plazo. Eventualmente, se puede vender si gané lo suficiente y, además, me interesa más otra acción.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio